La transición hacia una bioeconomía circular facilitará el logro de los ODS y el Acuerdo de París

Un nuevo informe sobre ciencia y política del Instituto Forestal Europeo (EFI, por su acrónimo inglés) propone como alternativa viable, segura y acertada para alcanzar los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS) y los compromisos adoptados en el Acuerdo de París sobre cambio climático facilitar la transición hacia una bioeconomía circular.

 

Una transición hacia una bioeconomía circular permitirá cumplir los ODS y el Acuerdo de París.Está ampliamente reconocido que seguir funcionando bajo la premisa del business-as-usual no es la respuesta a los ambiciosos objetivos globales que el mundo debe abordar. La solución pasa por desarrollar y llevar a la práctica políticas, métodos de producción y hábitos de consumo distintos.

Así lo establecen tanto los ODS como el Acuerdo de París. Necesitamos cambiar nuestro modelo económico por otro que incorpore al capital natural en la forma en que avanzamos en bienestar social. «Un elemento necesario en este cambio es el movimiento hacia una bioeconomía circular», proponen los autores de Leading the way to a European circular bioeconomy strategy (Liderar el camino hacia una estrategia circular de la bioeconomía en Europa).

La bioeconomía circular aboga por el aumento del uso de materias primas renovables no fósiles y productos sostenibles, el uso eficiente de los recursos y el enfoque circular.

El presente documento analiza qué exigiría la estrategia hacia una bioeconomía circular, especialmente en el contexto europeo.

Las estrategias de bioeconomía existentes han sido útiles para demostrar la necesidad de avanzar en el uso de biomasa renovable para sustituir a materias primas y productos de origen fósil para crear una sociedad más sostenible. «La bioeconomía contribuye en general a una economía sostenible, e involucra a numerosas industrias y servicios como textil, vivienda, salud, alimentación y transporte. Además, se está convirtiendo en un elemento central de las ciudades en desarrollo en todo el mundo, como base de la vida y el consumo sostenibles, y al proporcionar muchos servicios, desde alimentos y suministro de agua dulce hasta recreación y al enfriamiento urbano», detalla el resumen ejecutivo del informe.

Sin embargo, desde el prisma de los autores, muchas estrategias como la de Bioeconomía y el Plan de Acción a partir de 2012 de la Unión Europea tienen lagunas en el alcance o el enfoque, y necesitan una actualización, debido a importantes cambios recientes y nuevas iniciativas.

«El desarrollo de una estrategia circular a largo plazo de la bioeconomía requiere estar conectado a través de sectores y políticas clave y en un marco político coherente. Existe una necesidad de integrar la bioeconomía dentro del resto de la economía, no solo promoverla como un sector separado de interés fundamentalmente para comunidades rurales. En particular, es crucial conectar la bioeconomía al concepto de economía circular. Juntos son más fuertes y tienen más sentido en términos de llegar objetivos sociales, que al impulsarlos por separado», defiende el documento.

Para ello, se recomienda dar prioridad a los siguientes aspectos, con el fin de convertir la bioeconomía circular de nicho a norma:

  • Crear una bioeconomía circular basada en la ciencia narrativa.
  • No asumir que la bioeconomía es sostenible.
  • Definir vías estratégicas prioritarias y el entorno clave habilitante.
  • Invertir en I + D+i y en desarrollo de nuevas habilidades.
  • Aportar el marco regulatorio adecuado.
  • Mejorar la capacidad de asumir riesgos.
  • Desarrollar normas comunes y reglamentos a escala de la UE.
  • Destacar los servicios de base biológica.
  • Utilizar las oportunidades que ofrecen los bosques.

Haz clic sobre la imagen para conocer este enfoque tan interesante propuesto por EFI sobre impulsar conjuntamente la bioeconomía y la circularidad.

 

El desarrollo de una estrategia circular a largo plazo de la bioeconomía requiere estar conectado a través de sectores y políticas clave y en un marco político coherente.

Fuente: EFI.

Deja un comentario