La importancia social del medioambiente y la biodiversidad

La Asociación de Fundaciones de Conservación de la Naturaleza (AFN), que consta de 17 miembros, ha publicado en el marco del Observatorio del Tercer Sector Ambiental, iniciativa que cuenta con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, el informe Importancia social del medio ambiente y la biodiversidad. El documento se centra en los aspectos más destacados y actuales sobre la importancia del medioambiente y la biodiversidad para la sociedad y profundiza especialmente en la interacción del entorno natural con la salud y el bienestar humanos.

 

El documento se centra en los aspectos más destacados y actuales sobre la importancia del medioambiente y la biodiversidad para la sociedad y profundiza especialmente en la interacción del entorno natural con la salud y el bienestar humanos.¿Sabemos cuáles son nuestros límites de consumo y cuáles son los de producción del planeta? Se preguntan los autores de esta obra en el saludo introductorio del informe. El problema es que, tal y como nos comportamos generalmente como sociedad e individuos, «parece ser que no», advierten.

«Medicinas, combustibles y alimentos son algunos de los productos y servicios que nos aportan los ecosistemas, sin embargo, el cuidado del medioambiente no está entre las preocupaciones principales de los españoles», recuerdan los técnicos que han elaborado el documento. Es, por tanto, una tarea indispensable y urgente que las entidades públicas y privadas vinculadas al medioambiente comuniquen «más y mejor los resultados científicos, las alteraciones ambientales y sus repercusiones, los retos que deben ser abordados y los logros conseguidos, de lo contrario nunca seremos conscientes, ni como sociedad ni como individuos, de la necesidad de cuidar nuestro planeta».

Precisamente, este Tercer cuaderno de campo de la AFN está pensado para facilitar esa labor. Así, recoge los argumentos que se podrían esgrimir con mayor rigor para apoyar las políticas públicas en materia ambiental.

Y es que, tal y como incide el informe, hay que tener en cuenta que los impactos ambientales pueden provocar resultados de salud negativos, si se produce la escasez de recursos o fallan sistemas como los de salud pública o los de saneamiento.

Por otro lado, llama la atención acerca de que «la valoración económica de los servicios de los ecosistemas puede ser una herramienta muy útil para justificar y defender políticas públicas de carácter ambiental; especialmente en un mundo dominado por la economía, y en el que las personas entienden con facilidad las magnitudes expresadas en unidades monetarias». «La valoración de los bienes y servicios de los ecosistemas en términos económicos no significa que sean privatizables o intercambiables en el mercado. Muchos de ellos son bienes, recursos o servicios públicos, por lo que pueden no ser rivales, ni excluibles de su uso o consumo. Tampoco se debe equiparar siempre el valor instrumental, realizado durante la valoración con un valor de mercado. Sin embargo, puede ser una potente herramienta de trabajo y de comunicación en defensa del medioambiente».

Otro de los aspectos considerados en las páginas de este Tercer cuaderno de campo es que, actualmente, la pérdida de biodiversidad no se considera como una amenaza para el bienestar humano. Lo que resulta especialmente llamativo, dado que se trata de «uno de los problemas ambientales más importantes, ya que amenaza a los servicios ecosistémicos y al bienestar humano».

Por último, la publicación reconoce que «hoy sabemos que todos los componentes de la biodiversidad, desde la diversidad genética hasta las unidades de paisaje, pueden representar un papel en la provisión a largo plazo de al menos algún servicio de los ecosistemas, aunque el grado de importancia de estos por su influencia en el funcionamiento o la provisión de ciertos bienes o servicios puede variar de un ecosistema a otro. Mientras no se encuentre el vínculo directo entre salud y biodiversidad, en términos de causalidad y no solo de correlación, se profundice sobre la relación bienestar humano y biodiversidad y se mejore la comunicación de estos conocimientos y resultados resultará muy complicado mejorar la percepción por parte de la sociedad sobre la biodiversidad y conseguir mayor apoyo a las políticas públicas en esta materia».

En definitiva, con la Importancia social del medio ambiente y la biodiversidad, se persigue compartir conocimiento e impulsar el trabajo conjunto en la conservación de la diversidad biológica en España «para no traspasar los límites de la naturaleza, si es que no lo hemos hecho ya», advierten sus autores: Alberto Navarro Gómez, consultor en conservación de la naturaleza y desarrollo rural, y Antonio Ruiz Salgado, abogado y consultor jurídico ambiental.

 

Actualmente, , la pérdida de biodiversidad no se considera como una amenaza para el bienestar humano. Lo que resulta especialmente llamativo, dado que se trata de «uno de los problemas ambientales más importantes, ya que amenaza a los servicios ecosistémicos y al bienestar humano».

 

Fuente: AFN.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.