La esencia del Registro Nacional de Huella de Carbono

Mediante un vídeo de 1,40 m de duración, los profesionales de la Oficina Española de Cambio Climático (OECC) del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama) explican de manera muy sencilla la esencia del Registro Nacional de Huella de Carbono, Compensación y Proyectos de Absorción de Dióxido de Carbono.

 

Puesto en marcha en el verano de 2014, el registro apoya y difunde el esfuerzo de aquellas organizaciones comprometidas con la lucha contra el cambio climático que calculan su huella de carbono, la reducen y pueden llegar a compensarla.

Puesto en marcha en el verano de 2014, el registro apoya y difunde el esfuerzo de aquellas organizaciones comprometidas con la lucha contra el cambio climático que calculan su huella de carbono, la reducen y pueden llegar a compensarla. Además, impulsa las actuaciones que mejoran el secuestro de carbono por el sector agroforestal español.

¿Cómo funciona el registro? El primer paso consiste en calcular la huella de carbono de alcance 1 (combustibles fósiles) y 2 (consumo eléctrico) para un año concreto. A continuación, toca poner el mecanismo en marcha para diseñar un plan de reducción del consumo eléctrico, de calefacción y de papel e impulsar el transporte sostenible.

Además de estas acciones, también se pueden compensar todas las emisiones (o parte de ellas) mediante la elección de uno de los proyectos agroforestales de absorción de CO2 inscritos en el registro nacional, con cuyos promotores puedes acordar compensar toda tu huella de carbono o parte de ella.

El último eslabón de la cadena es reducir la huella de carbono. Cuando una entidad tenga cuatro años de cálculos inscritos en el registro, se realizará una evaluación de la tendencia de sus emisiones. Y si en un año calculas, reduces y compensas, tendrás el sello completo.

 

 

Fuente: Oficina Española de Cambio Climático.

Deja un comentario