La capacidad de generación eléctrica mediante fuentes renovables creció un 8,7 % en 2016 al alcanzar los 2006 GW

La capacidad mundial de generación de energía renovable aumentó en 161 gigavatios en 2016 (8,7 %) al situarse en los 2006 GW, lo que representa el año más fuerte en cuanto a las nuevas adiciones de capacidad, según datos publicados por la Agencia Internacional de Energías Renovables (Irena) en su informe Renewable Energy Capacity Statistics 2017 (Estadísticas de la capacidad de energía renovable 2017). El documento también refleja que la energía solar registró un crecimiento especialmente fuerte, ya que las nuevas adiciones de este tipo de fuente energética sumaron 71 GW a la capacidad de generación.

Imagen: Piotr Lewandowski (Freeimages).

En conjunto, la capacidad de energía renovable mundial aumentó un 8,7 % a escala global a lo largo de 2016, con un crecimiento notable de la energía solar, que superó por primera vez desde 2013 al registrado por la eólica, que sumó 51 GW. En conjunto, la capacidad de energía renovable mundial aumentó un 8,7 % a escala global a lo largo de 2016, con un crecimiento notable de la energía solar, que superó por primera vez desde 2013 al registrado por la eólica, que sumó 51 GW. Por su parte, la energía hidroeléctrica y la bioenergía experimentaron repuntes de 30 y 9 GW, respectivamente. En el caso de la bioenergía, entre enero y diciembre del año pasado registró su mayor incremento, mientras que la capacidad de generación geotérmica sumó algo menos de 1 GW.

«Estamos presenciando una transformación de la energía que se está dando en todo el mundo, lo que se refleja en otro año récord en cuanto a las nuevas capacidades de energía renovable», declaró Adnan Z. Amin, director general de Irena durante la presentación de los resultados. «Este crecimiento destaca la cada vez más fuerte justificación de que las energías renovables representan también múltiples beneficios socioeconómicos en términos de fomento del crecimiento económico, creación de empleos y mejora del bienestar humano y el medioambiente. Pero acelerar este impulso requerirá inversiones adicionales para avanzar decisivamente hacia la descarbonización del sector energético y el logro de los objetivos climáticos. Estos nuevos datos son una señal alentadora de que aunque todavía queda mucho por hacer, estamos en el camino correcto», agregó.

Por regiones, Asia representó un 58 % de las nuevas adiciones renovables en 2016, con un total de 812 GW añadidos o aproximadamente un 41 % de la capacidad global. Asia también fue la región que tuvo un crecimiento más rápido, con un 13,1 % del repunte en capacidad renovable, mientras que África instaló 4,1 GW de nueva capacidad el año pasado, dos veces más que 2015.

La edición 2017 de Estadísticas de la capacidad de energía renovable contiene por primera vez datos específicamente de energías renovables fuera de la red, de la que se estima que en todo el mundo se benefician en torno a 60 millones de hogares (o alrededor de 300 millones de personas). Así, los técnicos de Irena explican que la capacidad de electricidad renovable fuera de la red alcanzó los 2800 megavatios a finales de 2016. Aproximadamente un 40 % de esta electricidad se suministró con energía solar y un 10 %, con energía hidroeléctrica. En cuanto al resto, la mayoría provino de la bioenergía.

Puntos destacados por tecnología:

Energía hidráulica: En 2016, aproximadamente la mitad de la nueva capacidad hidroeléctrica se instaló en Brasil y China (14,6 GW en total). Otros países que registraron una mayor expansión hidráulica (superior a 1 GW) fueron Canadá; Ecuador; Etiopía e India.

Energía eólica: Casi tres cuartas partes de la nueva capacidad de energía eólica se instaló el año pasado en solo cuatro países: China (+19 GW); EE. UU. (+9 GW); Alemania (+5 GW); e India (+4 GW). Brasil continuó mostrando un fuerte crecimiento, con un incremento de 2 GW en 2016.

Bioenergía: La mayor parte de la expansión de la capacidad de bioenergía el año pasado se produjo en Asia (+5,9 GW), mientras que Asia se acerca rápidamente a Europa en cuanto a su participación en la capacidad mundial de bioenergía (32% frente a un 34% en Europa). Asimismo, Europa (+1,3 GW) y Sudamérica (+0,9 GW) fueron las otras dos regiones en las que la capacidad de bioenergía aumentó más significativamente.

Energía solar: Asia registró el año pasado el mayor impulso de su capacidad solar, al alcanzar los 139 GW (+50 GW). Casi la mitad de toda la nueva capacidad solar se instaló en China en 2016 (+34 GW). Otros países con expansión significativa son EE. UU. (+11 GW); Japón (+8 GW) e India (+4 GW). La capacidad en Europa se amplió en 5 GW hasta situarse en los 104 GW, y la mayor expansión tuvo lugar en Alemania y Reino Unido.

Energía geotérmica: La capacidad de energía geotérmica aumentó en 780 MW en 2016, con expansiones en Kenia (+485 MW), Turquía (+150 MW), Indonesia (+95 MW) e Italia (+55 MW).

Fuente: Irena.

 

Deja un comentario