La banca da un paso adelante en la lucha contra la deforestación

La Iniciativa de Banca para el Medio Ambiente (Banking Environment Initiative, BEI) y el Foro de Bienes de Consumo (Consumer Goods Forum, CGF) han hecho realidad un compromiso en el que llevan trabajando tiempo para avanzar hacia un planeta sostenible: el Pacto “Soft Commodities”.
Este acuerdo  «significa un nuevo paso en los esfuerzos internacionales para combatir la deforestación y contribuye a una mayor demanda de certificación de la sostenibilidad, apoyando así la labor de PEFC en la promoción de la gestión sostenible de los bosques», Este acuerdo  «significa un nuevo paso en los esfuerzos internacionales para combatir la deforestación y contribuye a una mayor demanda de certificación de la sostenibilidad, apoyando así la labor de PEFC en la promoción de la gestión sostenible de los bosques», subrayan los responsables de la entidad de certificación internacional.

La alianza recientemente firmada es el resultado de dos años de colaboración entre los diez bancos que integran BEI  (Barclays, BNY Mellon, China Construction Bank, Deutsche Bank, Lloyds Banking Group, Nomura, Northern Trust, Santander, Sumitomo Mitsui Banking Corporation y Westpac) y la CGF, cuyos 400 miembros tienen un poder de compra estimado en más de tres billones de dólares (del orden de 2162 millones de euros).

El consenso alcanzado supone el compromiso  de las entidades financieras firmantes de elevar los estándares de sus clientes en zonas geográficas de alto riesgo, así como el interés por mejorar las medidas implantadas en materia de sostenibilidad hasta 2020.

Así, los responsables de los bancos deberán adecuar las operaciones de sus clientes a los sistemas de verificación internacionalmente reconocidos a los que CGF está dando prioridad. Para los productos fabricados con madera, se incluyen sistemas de certificación forestal que avalen el origen sostenible de los materiales.

El lanzamiento del Pacto “Soft Commodities” es una muestra de una tendencia que se viene registrando de manera generalizada desde hace algún tiempo en el tejido industrial mundial, cada vez más favorable al apoyo de sistemas voluntarios de certificación de la sostenibilidad de las materias primas y, por tanto, «de la producción responsable».

Por su parte, Ben Gunneberg, secretario general de PEFC Internacional, considera que la iniciativa «demuestra el compromiso con la sostenibilidad en el sector bancario, y ofrece un enorme potencial para ayudar a transformar la forma en que los productos básicos como el aceite de palma, la soja y la madera son producidos y procesados», concluye la información difundida por PEFC España.

Fuente: PEFC

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.