García Tejerina: «Estamos en el momento idóneo para impulsar la Ley de cambio climático y transición energética»

España se encuentra «en el momento idóneo para impulsar la Ley de cambio climático y transición energética». Así lo aseguraba ayer ante la Comisión Legislativa para el Estudio del Cambio Climático del Congreso de los Diputados Isabel García Tejerina, ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (Mapama).

Imagen: L.M. (Freeimages).

La estrategia de lucha contra el cambio climático diseñada por el Gobierno español está inspirada en el principio de hacer del medioambiente un aliado del desarrollo económico y social de nuestro país.El marco internacional de referencia sin precedentes que es el Acuerdo de París, el consenso de los grupos parlamentarios sobre su necesidad y el apoyo de la sociedad civil son los ingredientes necesarios para que este sea el momento adecuado para impulsar la Ley de cambio climático y transición energética, tal y como defendió ayer la ministra del Mapama.

Isabel García Tejerina compareció ante el Congreso para exponer las medidas que implementará el Gobierno con el fin de dar respuesta a los desafíos del cambio climático. Así, durante su intervención, la Ministra se mostró favorable a la adopción de medidas realistas, encaminadas a fomentar nuevos patrones de producción y de consumo sostenibles que redunden en la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero españolas. «Se trata, ha añadido, de liderar la transición de nuestra economía hacia un modelo bajo en carbono», apuntó.

La estrategia de lucha contra el cambio climático diseñada por el Gobierno español está inspirada en el principio de hacer del medioambiente un aliado del desarrollo económico y social de nuestro país, afirmó García Tejerina. Para ello, «se ha involucrado a los ciudadanos y a todos los sectores económicos clave en la lucha contra el cambio climático; se han impulsado instrumentos innovadores para conseguir un nuevo modelo de desarrollo bajo en emisiones; se ha avanzado en materia de fiscalidad ambiental; y se ha impulsado la creación del Grupo Español de Crecimiento Verde, en el que participan la Administración y empresas españolas implicadas en la lucha contra el cambio climático», recordó.

Por otra parte, también señaló que la variable del cambio climático se ha introducido en las grandes leyes aprobadas en esta legislatura, como la Ley de Evaluación Ambiental, la reforma de la Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad, y la nueva Ley de Costas.

Ley de cambio climático y transición energética

España deberá reducir en un 26 % sus emisiones GEI en los sectores difusos para el año 2030 y participar en los objetivos de impulso de las energías renovables y de eficiencia energética.

Con esta meta en su panorámica, e«l Gobierno trabajará para definir un marco a medio y largo plazo para garantizar una transformación ordenada de nuestra economía hacia una economía baja en carbono. El objetivo es descarbonizar nuestros principales sectores productivos y reducir los riesgos a los impactos del cambio climático», añadió la portavoz del Mapama.

Lograr cumplir estos compromisos pasa por la puesta en marcha de una serie de líneas estratégicas, entre las que se cuenta la Ley de cambio climático y transición energética. El principal objetivo de esta normativa es facilitar el cumplimiento de España de sus compromisos internacionales y europeos en materia de cambio climático y energía.

Bajo el criterio de García Tejerina, esta ley debe elaborarse entre todos los sectores y agentes implicados, a través de un proceso abierto y participativo, así supeditarse al Plan Nacional integrado de Energía y Cambio Climático —debe elaborarse por mandato de la UE para el periodo 2021-2030—, así como con el resto de planes, estrategias y desarrollos normativos sectoriales.

Otra de las líneas estratégicas es el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, en el que ya se está trabajando y que establece los objetivos nacionales, así como las políticas y medidas necesarias para alcanzar dichos compromisos.

Por otra parte, la titular del ramo avanzó que se desarrollará una Estrategia de Agricultura, Clima y Medio Ambiente, en la que se incorporará al sector forestal y mencionó la elaboración de una estrategia realista para la descarbonización de nuestra economía de cara a 2050, la definición de una hoja de ruta de los sectores difusos para 2030 y la promoción de los Proyectos Clima y los Planes de Impulso al Medio Ambiente.

Respecto a estas últimas líneas de actuación, García Tejerina incidió en la elaboración de un paquete de medidas en torno a la huella de carbono. Para la ministra, esta herramienta tiene un gran potencial para la mitigación del cambio climático.

Por último, subrayó que se continuarán las actuaciones en materia de adaptación al cambio climático, en el marco del Plan Nacional de Adaptación; se trabajará en la aplicación de la estrategia para la adaptación de la costa a los efectos del cambio climático en el desarrollo de la estrategia de protección de gestión de las reservas naturales fluviales; y se dedicarán recursos a la aprobación de una Estrategia Nacional de Regadíos.

En todo este paquete de propósitos, medidas y compromisos, la ministra ve como actor clave a la sociedad española, para lo que se involucrará a la ciudadanía, la comunidad científica y educativa, las organizaciones no gubernamentales y el sector privado.

COP22: determinación internacional en la lucha contra el cambio climático

A lo largo de su discurso, la ministra también hizo referencia a los resultados de la Cumbre del Clima de Marrakech (COP22), en la que se definió el programa de trabajo para la entrada en operación del Acuerdo de París y donde se pusieron de manifiesto las iniciativas que ya están llevando a cabo los agentes no gubernamentales.

En este contexto, destacó cómo la pasada COP22 ha puesto de manifiesto la determinación de la comunidad internacional en la lucha global contra el cambio climático y en la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Fuente: Mapama.

 

Deja un comentario