El valor añadido bruto de las actividades de protección del medioambiente representó el 1,3 % del PIB de la UE en 2012

Recientes datos publicados por la Agencia Europea de Estadística (Eurostat) revelan que el sector del medioambiente de la UE-28 registró un aumento del empleo a tiempo completo de 2,9 millones en 2000 a 4,3 millones en 2012, mientras que supuso para la economía la generación de 671 000 millones de euros y otros 271 000 M€ de valor añadido en 2012. En concreto, las actividades relacionadas con la protección del medioambiente supusieron el 1,3 % del PIB de la UE en 2012, con 163 000 M€.

 

 
El sector del medioambiente de la UE-28 registró un aumento del empleo a tiempo completo de 2,9 millones en 2000 a 4,3 millones en 2012.

 

Con la excepción de 2006, entre 2000 y 2012 la economía del medioambiente del entorno comunitario superó de manera notable a la economía global en términos de crecimiento de empleo y de valor añadido/producto interno bruto (PIB).

Según concretan los analistas de Eurostat, durante el periodo 2000-2012, hubo un patrón constante de creación neta de empleo dentro de la economía ambiental. Los incrementos anuales de empleo se situaron en el rango del 2-4 % en la mayoría de los años, con un menor crecimiento en 2002 y un mayor crecimiento en 2007 y 2008.

 

 

La protección del medioambiente representó más de tres cuartas partes (78 %) de todo el empleo en la economía del medioambiente en 2000.

 

El creciente número de personas empleadas en la economía del medioambiente desde el año 2000 se debió principalmente al crecimiento en la gestión de los recursos energéticos, en especial los relativos a la producción de energía a partir de fuentes renovables (como la energía eólica y solar) y la producción de equipos e instalaciones para el ahorro de calor y energía.

El empleo en este ámbito del medioambiente aumentó de 475 000 contratados a tiempo completo en 2000 a 1,4 millones en 2012, es decir un incremento de casi 1 millón nuevos empleos a jornada completa. La segunda contribución más importante al crecimiento del empleo en la economía verde proviene de la gestión de residuos, donde se pasó de 855 000 trabajadores a tiempo completo en 2000 a 1,1 millones 12 años más tarde.

Por su parte, el empleo en el sector de la gestión de aguas residuales pasó de los 113 000 contratos a tiempo completo en el periodo analizado a 635 000 empleos en 2012.

La protección del medioambiente representó más de tres cuartas partes (78 %) de todo el empleo en la economía del medioambiente en 2000, debido al aumento del empleo en la administración de recursos, una cuota que pasó a representar más de tres quintas partes (63 %) en 2012.

 

Este gráfico muestra el empleo en el sector ambiental de acuerdo a la Clasificación de las Actividades de Protección del Medioambiente (Cepa, por sus siglas en inglés) y la clasificación de las Actividades de Gestión de Recursos (CReMA, por sus siglas en ingles), que son clasificaciones específicas de las cuentas ambientales llevadas a cabo por los especialistas de Eurostat.

 

Este gráfico muestra el empleo en el sector ambiental de acuerdo a (grupos de) la Clasificación de las Actividades de Protección del Medioambiente (Cepa, por sus siglas en inglés) y la clasificación de las Actividades de Gestión de Recursos (CReMA, por sus siglas en ingles), que son clasificaciones específicas de las cuentas ambientales llevadas a cabo por los especialistas de Eurostat.

La mayor parte del empleo en la economía ambiental de la UE-28 en 2012 se centró en: actividades de suministro de energía y agua, saneamiento, gestión de residuos y actividades de remediación, con un total de 1,4 millones de trabajadores a tiempo completo; seguido de la construcción, con 1,3 millones de empleos. Asimismo, la economía ambiental empleó a 705 000 personas a tiempo completo en actividades de servicios, a 495 000 trabajadores en las industrias extractivas y de fabricación, y a 449 000 en la agricultura, la silvicultura y la pesca.

La actividad con mayor contribución al valor añadido bruto de la economía del medioambiente de la UE-28 en 2012 fue la del suministro de energía, agua, saneamiento, gestión de residuos y descontaminación, que implicó 117 000 M€, o el 43 % del total. Esta fue, con mucho diferencia, la actividad que mayor volumen económico supuso, en la que se incluye la producción de energía a partir de fuentes renovables y de los gases derivados de los subproductos agrícolas y los residuos.

La actividad con la segunda mayor contribución al valor añadido bruto de la economía ambiental fue la construcción, con 60 000 M€, el 22 % del total. Esta actividad incluye la construcción de edificios con bajo consumo de energía y edificios pasivos, así como la rehabilitación de edificios existentes para mejorar el consumo de energía, trabajos de aislamiento del ruido, mantenimiento y reparación de las redes de agua, labores de construcción de plantas de aguas residuales, de sistemas de tratamiento de residuos y alcantarillado.

El tercer mayor grupo contribuyente fue el de servicios, que generó 45 000 M€ de valor añadido bruto, el 17 % del total de la economía ambiental. Las otras actividades que aportaron el 12 % y el 6 % del total, respectivamente, fueron las industrias extractivas y la fabricación, y la agricultura, la silvicultura y la pesca.

Según subrayan los expertos de la Agencia Europea de Estadística, las actividades de suministro de energía y agua, saneamiento, gestión de residuos y descontaminación generan el 43 % del valor añadido de la economía del medioambiente, con un 32 % de la mano de obra, mientras que la agricultura, la silvicultura y la pesca generan el 6 % del valor añadido (con el 10 % de la mano de obra. Son, por tanto, las actividades con la productividad laboral más alta y la más baja en la economía ambiental.

Este último gráfico muestra la evolución seguida por el valor añadido bruto de la economía ambiental en el marco comunitario entre 2000 y 2012, en el que se aprecia un incremento de los 140 000 M€ registrados al comienzo del periodo analizado hasta los 271 000 M€ de 2012, en términos de precios actuales. Por su parte, la contribución de la economía del medioambiente y el PIB global aumentó de 1,5 % al 2,1 % durante los 12 años analizados.

 

El valor añadido bruto de la economía ambiental aumentó de manera constante entre 2000 y 2008 hasta llegar a los 238 000 M€. Durante la crisis financiera y económica, se produjo una caída hasta los 233 000 M€ en 2009, que fue recuperándose de nuevo en los años siguientes.

 

El valor añadido bruto de la economía ambiental aumentó de manera constante entre 2000 y 2008 hasta llegar a los 238 000 M€. Durante la crisis financiera y económica, se produjo una caída hasta los 233 000 M€ en 2009, que fue recuperándose de nuevo en los años siguientes.

El valor añadido bruto de las actividades de protección del medioambiente aumentó de los 108 000 (1,2 % del PIB) en 2000 a los 163 000 M€ (el 1,3 % del PIB) en 2012, mientras que el de las actividades de gestión de recursos tuvo su valor de referencia más bajo en 2000, con 32 000 M€ (el 0,4 % del PIB) y reportó su crecimiento notable que alcanzó los 109 000 M€ (0,8 % del PIB) en 2012, debido en gran parte a un aumento de la producción de energía a partir de fuentes renovables (eólica, solar y biocombustibles) y productos para el ahorro de energía y calor.

Los datos expuestos están basados en información recabada por Eurostat a fecha de mayo de 2015.

Fuente: Eurostat.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.