Ayudas compensatorias 2017 por costes de emisiones indirectas de CO2 para sectores en riesgo de «fuga de carbono»

La Secretaría General de Industria de la Pequeña y Mediana Empresa del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital (Minetad) ha publicado la convocatoria 2017 de ayudas compensatorias por costes de emisiones indirectas de CO2. Estas tienen por objeto la compensación de los costes indirectos imputables a las emisiones de gases de efecto invernadero repercutidas en los precios de la electricidad y sus beneficiarios podrán ser instalaciones pertenecientes a sectores expuestos a un riesgo significativo de «fuga de carbono», conforme a lo previsto en las normativas aplicables de la Unión Europea y nacional.

 

Las ayudas tienen por objeto la compensación de los costes indirectos imputables a las emisiones de gases de efecto invernadero repercutidas en los precios de la electricidad y sus beneficiarios podrán ser instalaciones pertenecientes a sectores expuestos a un riesgo significativo de «fuga de carbono».

Tal y como recoge el extracto de la Orden por la que se convocan estas ayudas, «la cuantía máxima de las ayudas que podrá otorgarse al conjunto de todos los beneficiarios será de 6 000 000 €». Asimismo, «las ayudas adoptarán la forma de subvención. El importe global máximo destinado a las subvenciones en la presente convocatoria se prorrateará entre todos sus beneficiarios».

Una de las modificaciones esenciales introducidas en la Orden ministerial del 27 de julio pasado, por la que se convoca la concesión de las subvenciones dispuestas en el Real Decreto 1055/2014, de 12 de diciembre, por el que se crea un mecanismo de compensación de costes de emisiones indirectas de GEI para empresas de determinados sectores y subsectores industriales a los que se considera expuestos a un riesgo significativo de «fuga de carbono» es que la concesión de ayudas se realiza a «año vencido». Es decir, que mediante la presente Orden se efectúa la convocatoria de ayudas correspondientes al año 2016.

Según aclara el texto normativo, este procedimiento difiere del recogido en el RD 1055/2014, ya que «permite conocer las producciones y consumos eléctricos reales que se han realizado durante el ejercicio objeto de la ayuda y que constituyen elementos necesarios para la determinación de la cuantía de la misma».

El anexo II de la Orden contiene el listado de los sectores y subsectores que se consideran expuestos a un riesgo significativo de «fuga de carbono». Entre ellos, se cuentan la producción de aluminio, la fabricación de prendas de cuero, la fabricación de productos básicos de hierro, acero y ferroaleaciones, la fabricación de papel y cartón, el hilado de fibras de algodón y la extracción de mineral de hierro y de minerales para abonos y productos químicos.

El plazo de solicitud de estas ayudas arrancó el pasado 4 de septiembre y se extenderá hasta el día 19 de este mismo mes. En el siguiente enlace, puedes descargarte el PDF completo de la Orden ministerial en la que se recoge la presente convocatoria de ayudas.

 

Fuente: Minetad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.