7 pasos para un compromiso empresarial con el agua

Con motivo del Día Mundial del Agua, Germán Granda, director general de Forética, dedica el siguiente artículo a resaltar lo crítico que es que las empresas tengan en cuenta los riesgos tanto físicos como no físicos asociados a la gestión del agua, así como que la incorporen en sus procesos de toma de decisión.

7 pasos para un compromiso empresarial con el agua

«Una gota de agua es flexible. Una gota de agua es poderosa. Una gota de agua es más necesaria que nunca. El agua es un elemento esencial del desarrollo sostenible» son algunos de los lemas del Día Mundial del Agua de 2019.

 

El reto del agua es mayúsculo. Según el Consejo Empresarial Mundial de Desarrollo Sostenible (WBCSD),en las próximas tres décadas, la demanda de agua aumentará un 40-50 % para el sistema alimentario global, un 50-70 % tanto para las ciudades como para el sector industrial, y un 85 % para el sector energético. Estos desafíos exigen una acción inmediata y una transición urgente en la forma en que las empresas gestionan el agua.

En este contexto, desde Forética trasladamos en España la Guía del Agua para el CEO: Forjando Empresas Resilientes que tiene como objetivo fomentar la acción generalizada de las compañías de todo el mundo, independientemente de su sector y tamaño.

En la guía, se presenta el caso de negocio para la gestión del agua, se describen los riesgos físicos y no físicos relacionados con el agua y se presentan importantes oportunidades de negocio relacionadas con este recurso. Para ello, a través del Kit de Herramientas para empresas, la guía propone un marco compuesto de siete pasos para que los líderes empresariales avancen hacia una gestión responsable del agua.

Los siete pasos del Kit de Herramientas sobre la gestión del agua para las empresas son los siguientes:

  1. Asegurar la supervisión del Consejo de Administración para integrar el agua en la estrategia y planificación de la empresa en sus operaciones, así como en la cadena de proveedores: Identificando, midiendo y valorando los riesgos asociados a la gestión del agua, generando un proceso de diálogo con inversores y otros stakeholders relevantes o siendo transparente respecto a los riesgos y su impacto financiero.
  2. Establecer objetivos ambiciosos y metas específicas a nivel de operaciones locales, país y a escala global.
  3. Valorar el agua adecuadamente para responder a los verdaderos riesgos y oportunidades de su gestión.
  4. Implantar soluciones empresariales innovadoras para lograr los objetivos y metas: asegurando la continuidad de operaciones, la gestión circular del agua o una agricultura basada en el uso inteligente del agua, entre otras.
  5. Abordar de forma colectiva los riesgos y las oportunidades que la empresa comparte con otros actores en relación con el agua.
  6. Sensibilizar y lograr el compromiso de los empleados, proveedores y consumidores.
  7. Proponer el desarrollo de políticas y mecanismos de financiación que apoyen la inversión de empresas en soluciones inteligentes para la gestión del agua.

En conclusión, en el Día Mundial del Agua es necesario hacer un llamamiento a los líderes empresariales para que comprendan su nivel de exposición al riesgo en la gestión del agua en sus operaciones directas, así como en la cadena de suministro. Este llamamiento también aboga por que los directivos integren el agua en la toma de decisiones de sus corporaciones, sus ejercicios de transparencia y decisiones de inversión. Por último, es fundamental impulsar la colaboración con los stakeholders para abordar riesgos compartidos y crear oportunidades.

 

Guarda el enlace permanente.
Germán Granda

Acerca de Germán Granda

Germán Granda es licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales (CUNEF) y en Ciencias Políticas y Sociología (UNED). Su formación de posgrado incluye un Máster en Estrategia Empresarial y Desarrollo Sostenible (Universidad de Bradford) y programas ejecutivos en el MIT (MIT Sloan Executive Certificate in Strategy & Innovation) y el IESE (PDD). El director general de Forética es, además, vocal del Consejo Estatal de RSE de España y miembro de la Junta Directiva de EBEN España.

Deja un comentario